TOSFERINA




1. ANTECEDENTES

La coqueluche o tos ferina es una enfermedad infecciosa aguda, contagiosa, de distribución universal y que confiere inmunidad duradera. Afecta a niños pequeños, adolescentes, adultos y resulta un cuadro de gravedad en el recién nacido y lactantes (es la quinta causa de muerte en este grupo etáreo).

A pesar de que desde 1940 se ha extendido el uso de vacunas, esta enfermedad no se ha podido eliminar sino que ha emergido nuevamente. Las razones para este incremento es probable que sean muchos factores e incluye mejoras en el diagnóstico y presentación de informes de casos en adolescentes y adultos.




2. ASPECTOS CLINICOS

La tos ferina es una enfermedad bacteriana aguda, que afecta la tráquea y el tracto respiratorio superior. Se caracteriza por:

• Una fase catarral, de comienzo insidioso, con tos irritante que gradualmente se vuelve paroxística. Esta fase dura de una a dos semanas y por lo general es difícil de distinguir de un resfrío común;

• Una fase paroxística, caracterizada por episodios paroxísticos de tos, de uno o dos meses de duración. Cada acceso o paroxismo consta de innumerables toses- tan seguidas, que la persona no puede inspirar- seguidos de un silbido inspiratorio característico, de tono alto (estridor laríngeo) que frecuentemente termina con la expulsión de mucosidades claras y pegajosas, seguida de vómitos. Los episodios de cianosis y apneas son frecuentes en los lactantes. La afección es más severa en los lactantes y niños pequeños y pueden presentar tos paroxística seguida de estridor inspiratorio. Sin embargo, los lactantes menores de 6 meses y los adolescentes y adultos no presentan con frecuencia un cuadro típico de tos paroxística, lo que dificulta el diagnóstico clínico; y una fase de convalecencia, cuando la tos gradualmente disminuye. Sin embargo, esta tos no paroxística puede durar semanas




3. DESCRIPCION EPIDEMIOLOGICA

Agente etiológico. Bordetella pertussis, el bacilo de la tosferina propiamente dicho, y B. parapertussis. Las bacterias del género Bordetella son aerobios y gramnegativos. B. pertussis y B. parapertussis son especies similares, pero en la última no se expresa el gen que codifica la toxina de la tos ferina. Reservorio. Los seres humanos.

Fuente. Las secreciones nasales, especialmente en la fase catarral.

Modo de transmisión. Por contacto directo con las secreciones de las mucosas de las vías respiratorias de las personas infectadas. La diseminación indirecta por el aire o por objetos contaminados es muy esporádica, si es que llega a producirse.

Tiempo de incubación. Por término medio es de 9 a 10 días, con límites entre 6 y 20 días.

Transmisibilidad. Es sumamente contagiosa en la fase catarral y a principios de la fase de tos paroxística (las dos primeras semanas). A partir de entonces, la transmisibilidad va disminuyendo poco a poco y llega a niveles insignificantes en unas tres semanas, a pesar de que persiste la tos espasmódica con estridor.

El período de transmisión se reduce a cinco días en pacientes tratados con eritromicina.

Susceptibilidad. La susceptibilidad de las personas no inmunizadas es universal y es más peligrosa en los niños menores de un año. Si bien los anticuerpos atraviesan la placenta, no se ha demostrado que existe inmunidad adquirida por vía transplacentaria en los lactantes.

Inmunidad. Se cree que la enfermedad confiere inmunidad prolongada. La protección por anticuerpos maternos no ha sido demostrada. Por vacunación adecuada, pero declina en 5-10 años.




4. DIAGNOSTICO

Diagnóstico clínico. Debe observarse la existencia de accesos característicos de tos quintosa (cianosante, emitizante, disneizante, taquicardizante) y apneas.

Diagnóstico de laboratorio. La prueba del laboratorio de referencia para confirmar la enfermedad es el aislamiento de Bordetella pertussis por cultivo. Lo ideal es recoger la muestra nasofaríngea y colocar inmediatamente en el medio de cultivo adecuado (medio Regan Lowe o medio de Bordet Gengou), ya que el crecimiento del bacilo es muy dificultoso. El porcentaje de positividad para crecimiento de colonias de bacterias será mayor si la toma de material se realiza en el periodo catarral. La posibilidad de aislamiento disminuye cuando se administran antibióticos efectivos previamente o cuando la recolección de la muestra es tardía (mas allá de las tres semanas de enfermedad).




5. MEDIDAS DE TRATAMIENTO, CONTROL Y PREVENCIÓN

Tratamiento. La eritromicina, la claritromicina y la azitromicina acortan el período de transmisibilidad pero no mitigan los síntomas, salvo cuando se las administra durante el período de incubación en la fase catarral o al principio de la fase paroxística.

Medidas de control. Medidas Preventivas, Educación y Plan de Vacunación, Control del/la Paciente, Búsqueda activa, Monitoreo y Vacunación.

Prevencion. La vacunación con la vacuna pentavalente descrita anteriormente.




Programa Ampliado de Inmunizacion (PAI Nacional): Calle Capitan Ravelo Numero 2199. Zona Sopocachi. La Paz - Bolivia.
Telefonos: (591) 2 2442473  -  (591) 2 2124283 -

La Paz: 2-2441749 Cochabamba: 4-4221889 Santa Cruz: 3-3636600
Oruro: 2-5277001 Potosi: 2-6225559 Chuquisaca: 4-6454891
Pando: 3-8422326 Beni: 3-4622818 Tarija: 4-6643266